Saltar al contenido

¿Usar fitball para oficina adelgaza? Evidencias Científicas

Fitball para oficina

Es posible que hayas oído que sustituir la silla por una fitball o pelota de pilates para sentarse en la oficina puede ayudar a mejorar nuestro físico y aliviar dolores.

Cada vez es más común buscar alternativas que nos permitan trabajar de un modo más saludable porque pasamos demasiado tiempo sentados, y si una fitball para oficina nos ayuda a reducir el sedentarismo o incluso a perder grasa, podríamos utilizarla. ¿Pero de verdad funciona?

¿Es bueno usar una pelota de pilates para sentarse en la oficina?

Según este estudio, usar una pelota de pilates como silla quema más calorías a lo largo de un día en un trabajo de oficina. Si a eso le añadimos algún movimiento adicional como levantar las piernas o botar de vez en cuando, se podría consumir incluso más grasa.

Sin embargo, esta otra publicación concluyó que una fitball para oficina no debe utilizarse por mucho tiempo. Sentarse en una pelota de equilibrio en lugar de en una silla de oficina puede no ser beneficioso porque, después de un rato, puede llegar a ser molesto. Por lo tanto, el cuerpo tiende a acomodarse y a adoptar una postura inapropiada.

También hay que tener en cuenta que, cuanto más inestable sea el asiento o la fitball para oficina, más centrados podemos estar en nuestra postura, y eso es tiempo que no dedicamos a estar más focalizados en el trabajo en sí. De este modo, hay que valorar en qué momentos de la jornada laboral puede ser más ventajoso usar una pelota de pilates para sentarse en la oficina si queremos mantener unos niveles de productividad altos.

Conclusión: fitball para oficina, ¿sí o no?

El uso de una pelota de pilates para sentarse en la oficina sí que puede ser una buena opción para mantener el cuerpo más activo y consumir algunas calorías durante la jornada de trabajo, pero hay que hacerlo de manera controlada para evitar malestar e inconvenientes.

Por ejemplo, una fitball para oficina puede ser contraproducente en los momentos que requieren mayor concentración, ya que puede que la atención se desvíe de la tarea para mantener el equilibrio en la pelota.

Pero si te tomas pequeños descansos de vez en cuando para ver videos o un capítulo de alguna serie, para hablar con compañeros, o para hacer algún tipo de trabajos más mecánicos, sí que te puede venir mejor hacerlo en una fitball que en una silla de oficina.

Es muy importante tener en consideración que el problema no es la silla de oficina en sí, sino el hecho de estar demasiado tiempo sentados. Aunque una silla esté diseñada de manera ergonómica, estar horas y horas con las nalgas pegadas en el asiento no es adecuado ni para la postura ni para la salud en general. Es por eso que el uso moderado de una fitball para oficina puede generar ese desequilibrio que nos forzará a mantener una posición del cuerpo más adecuada.

Fitball para oficina y alternativas

Si te has decidido a darle una oportunidad a una fitball para oficina, a continuación verás algunas de las ofertas más interesantes actualmente que se pueden comprar online.

Puedes ver más opciones en nuestro artículo sobre pelotas de pilates. Algunas alternativas a usar una pelota de pilates para sentarse en la oficina puede ser un cojín de equilibrio para silla, tener una silla de rodillas ergonómica o simplemente levantarse y caminar más frecuentemente.

Referencias

  • Beers EA, Roemmich JN, Epstein LH, Horvath PJ. Increasing passive energy expenditure during clerical work. Eur J Appl Physiol. 2008 Jun;103(3):353-60. doi: 10.1007/s00421-008-0713-y. Epub 2008 Mar 20. PMID: 18351381.
  • Gregory DE, Dunk NM, Callaghan JP. Stability ball versus office chair: comparison of muscle activation and lumbar spine posture during prolonged sitting. Hum Factors. 2006 Spring;48(1):142-53. doi: 10.1518/001872006776412243. PMID: 16696264.

Última actualización el 2021-09-25 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados